Andrea Diaz Alderete

 

 

Soy Andrea:

Investigadora del Alma Humana

Acompañante de Biografías Humanas

Bailarina de pensamientos y emociones

Observadora de tu proceso poniendo palabras a lo que desde adentro tuyo va floreciendo

Buceadora de la SOMBRA

Y te sostengo en Amor

 

Te acompaño a que puedas encontrarte,

a que descubras el tesoro que se esconde adentro tuyo,

a que desarmes de a poco tus violencias

y a que te TRANSFORMES

y que puedas dejar salir todo eso

que has traído para compartir

en este mundo y que históricamente

has utilizado SÓLO para sobrevivir.

 

 

Yo fui primero una Perlita soñadora y curiosa; y aunque a lo largo de la vida me tocó ser hija, hermana, amiga, estudiante, profesional, mujer, esposa y madre, soy yo, la misma Andrea de siempre intentando crecer, aprender, y ahora expandirme y brindar.

Un embarazo largamente deseado me sorprendió en plena vida profesional (1). Luego de 13 años de carrera en hospitales y explorando mis “supuestos límites” en el mundo científico, justo cuando menos lo esperaba, la Vida en su significado más puro y esencial golpeó a mi puerta. Era mi pequeña diciéndome ¡aquí estoy! ¡soy tu nuevo camino! ¿estás dispuesta a transitarlo? 

Justo en el momento en que ella nació, algo se rompió en mí. Es como si la antigua Andrea que podía con todo, la luchadora, la aguerrida, ya no pudiese estar dentro de esta nueva Andrea pura emoción, tan débil, llena de lágrimas, cansancio y sobre todo pura leche…mucha leche. 

No supe que hacer; sentí la necesidad de acompañar a mi cría, acunarla y no soltarla de mi teta y de mis brazos. Me hundí en las aguas del puerperio y buscando respuestas a tantas preguntas encontré a grandes lecturas y compañeros de viaje. Talleres, formaciones, grupos, de todo lo que había cerca para nutrirme y entender lo que Sentía y luego a Sólo SENTIR.

 

Y un día llegó a mi un video de Laura Gutman; ella me acompañó y me meció, me explicó qué me estaba pasando y por qué me sentía así; me ayudo a comprender mi desamparo y mi enojo con el mundo que abandonaba a las madres, que ME abandonaba. Aunque también me invitó para siempre a querer VER y a hacerme responsable de lo que me sucedía y de lo que le sucedía a mi hija, a no cerrar los ojos (al menos intentar no cerrarlos) y a saber cuándo los cerraba y por qué lo hacía. 

 

En todos estos años he aprendido que cada nuevo reto es un camino.

No existen respuestas afuera, todas están adentro y he comprendido que la certeza en el camino es mi mayor aliado.

CONFIO plenamente que lo que mi hija trae a mi vida siempre es una señal para ver algo ENORME que todavía no conozco de mi.

He aprendido a tener paciencia, a acompañarme y sostenerme y desde ese lugar es que también ACOMPAÑO a otras personas.

A recorrer sus propios caminos, a mirarse adentro hasta encontrar el hilo rojo que los lleve justo a su centro. A veces es más rápido, a veces más despacio.

Pero el camino Siempre se va abriendo. 

 

Con el tiempo también fui comprendiendo que la mezcla perfecta en mi acompañamiento es la de la Dulzura y la Contundencia.

No se puede acompañar a una persona si antes no le amas con todo tu corazón, y para ello debes saberle Igual a tí, parte de lo mismo.

Por eso mi camino de acompañamiento nunca se queda en espacios mentales, siempre vamos más adentro, hacia un espacio casi desconocido para nuestra mente humana, que habita en el fondo y que siempre está disponible para su apertura.

Vamos en busca del SER.

 

En todo esta bella, bellísima SENDA ESPIRAL voy haciéndome cada día más fuerte, más blanda, más poderosa y más vulnerable, más abierta y más confiada, más integrada…

 

Y hoy, como ya hace siete años, siento que la fuerza de mi esencia femenina brota a raudales como brotó mi propia leche y está disponible para sostener, acompañar y nutrir a otras mujeres y hombres que como yo están en su propia búsqueda. 

Si estás en pleno proceso de despertar, aquí tienes mis conocimientos, mi inteligencia, mi intuición, mi profundo amor y  el respeto por tu historia para acompañarte.  Te brindo mi mano para andar juntos tú camino.

 

 

Te acompaño

 

Andrea Diaz Alderete

 

 

(1) Si quieres conocer algo más de mi desarrollo universitario y profesional: 

  • Licenciada en Bioquímica (Universidad Nacional de Tucumán. Argentina) (1992-1998)
  • Especialista Universitaria en Análisis Clínicos. (Residencia de Bioquímica. BIR. Universidad Nacional de Tucumán. Argentina) (1999-2002)
  • Experta en la detección y el diagnóstico de laboratorio de Enfermedades del Sistema Inmune: Inmunodeficiencias, Enfermedades Autoinmunes, Leucemias y Linfomas de linfocitos. (Hospital Gutierrez, Buenos Aires-Argentina. Instituto Nacional de Nutrición, México DF. Hospital Gregorio Marañón, Madrid-España). (2002-2009)
  • Investigadora Predoctoral del Centro Superior de Investigaciones Científicas. España. Diploma de Estudios Avanzados. (Perfiles de microRNAs en macrófagos de pacientes con Artritis Reumatoide). (2009-2011)
  • Aquí puedes conocer mis aportes al conocimiento científico clínico a través de mis publicaciones en revistas internacionales.
  • Nacimiento de mi hija (finales de 2011)
  • He sido discípula de la Escuela de Formación Profesional en Biografía Humana que dirige Laura Gutman durante 4 años (2013-2016). Este proceso de formación me ha brindado y sigue brindando la oportunidad de acompañar a mujeres y hombres en su búsqueda interior, y me mantiene atenta a mi propio camino.  A la par que acompañaba Biografías Humanas, mi propio camino me fue guiando en la búsqueda de otras herramientas para complementar mi proceso, ya no solo desde los espacios racionales y emocionales, sino también desde los espirituales (Meditación, Danza Consciente, Rebirthing,Astrología Psicologica, etc)

    Así me he ido enriqueciendo y conformando una forma particular de acompañar a la que denomino Biografía Humana y Camino de Transformación. 

    En el último año además me he acercado al trabajo con el cuerpo; la posibilidad de darle lugar a todo lo que se ha quedado anclado allí, a bajar de los espacios mentales para sentir y comprender con otro idioma que no es el pensamiento ha resultado vital en mi camino, y de a poco voy vislumbrando nuevos espacios para acompañar que complementen el camino mental, emocional y espiritual que ya acompaño y se acerquen al corporal. Ese será el desafío para este año 2018.

 

 

2 comentarios en “Andrea Diaz Alderete

  1. QUERIDA PERLITA (QUE ES COMO TE LLAMAMOS DESDE SIEMPRE AQUI EN TUCUMAN, ARGENTINA, QUIENES TE CONOCEMOS DESDE NIÑA). LEER TU PRESENTACION ME CONMOVIO HASTA EL ALMA. Y DE VERDAD, TE DIGO QUE TUS LOGROS SON VERDADEROS DESDE LA RAIZ, PORQUE ACARREASTE UNA PIEDRA GRANDE Y PESADA EN TUS ESPALDAS CUANDO EL SUEÑO DE MADRE TE ASUSTABA QUIZAS, POR LO LARGO DE LA ESPERA. PERO, LA PIEDRA MUTO A FLOR Y LA FLOR A JARDIN… Y REGARLO FUE, ES Y SERA TU MISION, TAL COMO LO PIENSAS. “UNA PINCELADA DE AMOR”, DICE UNA CANCION. ESA PINCELADA, QUE CON COLORES DE ARCO IRIS, ABRIO TU MUNDO Y LLEGO AL UNIVERSO INACABABLE DEL AMOR ETERNO. FELICIDADES… POR TUS SUEÑOS… POR TU “PERLITA”…POR “CONSCIENCIA”… Y POR VOS, DUEÑA DE UN PLANETA LLENO DE VERDES… LLENO DE VIDA… INMACULADO… COMO EL DE TODA MAMA.

  2. Gracias querido Lucho. A mi también me ha atravesado la.emoción al leerte. Y si esa Perlita está cada día más presente en mi y es de esa niña que fui y de la otra que vengó maternando hace cuatro años de quienes más aprendí y aprendo. Abrazo de enorme cariño y agradecimiento. Gracias por estar aquí y por el maravilloso regalo de sentir tu apoyo y esa sensibilidad que traspasa tus letras. Beso

Deja un comentario